“La colonización de Harlem”, en Apuntes de Clase de La Marea.

Harlem, Nueva York.

Publicado el 24 de Septiembre del 2018.

https://apuntesdeclase.lamarea.com/audiovisual/fotografia/la-colonizacion-de-harlem/

En 1955, James Baldwin, escritor nacido en Harlem, crítico social  y una de las voces más conocidas del Civil Rights Movement –el colectivo que luchó por los derechos de las personas afroamericanas en Estados Unidos–, decía en su libro Notes of a native son: “En todo Harlem, chicos y chicas negros están teniendo una madurez atrofiada (…) y la pregunta no es por qué hay muchas personas destrozadas sino cómo es que muchas de ellas consiguen sobrevivir”. Si James Baldwin visitara ahora Harlem, vería que, si bien las condiciones del barrio parecen haber mejorado para algunas personas, no es la población afroamericana la beneficiada.

Los elevados precios de las viviendas de las zonas residenciales y de los barrios financieros de Manhattan han hecho que las personas trabajadoras mayoritariamente blancas y con altos ingresos, privilegiadas de un sistema estructuralmente racista, se interesen por otras zonas de la ciudad. Como Harlem, ubicado en la zona norte de Manhattan, justo encima de Central Park, con precios más asequibles y muy bien conectado con el resto de la isla.

Este histórico barrio que en el año 2000 tenía una población afroamericana de 84.675 personas y una población blanca de 2.235, ha sufrido una auténtica invasión blanca de sus calles: ha aumentado en un 846%, hasta tener una presencia de 21.152 personas en 2015, tal como señala el estudio Neighborhood Economic Profiles del New York City Comptroller,

Se está produciendo una nueva colonización que en la práctica se traduce en la expulsión de la población afroamericana del barrio, con menor capacidad adquisitiva, a zonas más alejadas de la ciudad. Mientras, calles como Martin Luther King Jr o Frederick Douglas,  se ven invadidas por bodegas, cafeterías con nombres franceses, restaurantes, supermercados con productos delicatessen y pisos de lujo para  sus nuevos habitantes.